Martin Cooper Santo Mauro 1

Los amantes de los hoteles lo señalan como el mejor hotel de Madrid. Para nosotros, al menos, lo es. Hoy en la ruta Martin Cooper nos quedamos en casa para mostraros uno de los espacios más elegantes de la capital. Ubicado en el exclusivo barrio de Chamberí y antigua residencia del duque de Santo Mauro, es casi un palacio y su decoración así lo constata. Ambientado por el decorador de moda, Lorenzo del Castillo, AC Santo Mauro presume de aires palaciegos y un equilibrio perfecto entre la sofisticación y el toque contemporáneo.

Una vez te adentras en el hotel y cruzas las estancias llegas hasta una de sus zonas más auténticas, el Chivas Bar, que es nuestro rincón favorito. Perfecto para un afterwork, puedes pedir un sandwich o un almuerzo ligero y disfrutar de un cóctel. Es apasionante verse inmerso en el clásico desfile que siempre acontece en un hotel de lujo –turistas internacionales, periodistas, celebrities, empresarios, artistas, familias  numerosas…–, pero en esta ocasión con una media de edad bastante más joven que en los demás hoteles de su categoría. Esto es así porque AC Santo Mauro ha sabido conjugar la exclusividad de un Gran Lujo con un ambiente cosmopolita y moderno. Una reinterpretación del lujo que le ha valido el reconocimiento internacional. Merece de verdad la pena dejarse caer por sus salones de vez en cuando. ¡Ah! Y siempre encontrarás el Washington Post. Un sello imprescindible para los apasionados de la experiencia hotelera.

Consta de 49 habitaciones en las que no falta el más mínimo detalle. Mobiliario de diseño lleno de contraste y relieves. Sin olvidarnos de sus antiguos salones, donde poder disfrutar el fin de semana de un brunch con vistas a su jardín… Lo sabemos. No hemos hablado de su  jardín, pero es que este merece un post aparte 😉

¿Qué complementos Martin Cooper nos pondríamos para una cita en AC Santo Mauro? La ocasión merece unos buenos tirantes de nuestra nueva colección y nuestra corbata de Vespas (ha sido el top ventas del pasado mes). Además de un perfecto afeitado. Una vez allí relájate y pide uno de sus gin tonics. ¡Y disfruta el ritual!

blog

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *